Medicarte - Home

MedicarteMedicarte

Manual de autoinfusión

GUÍA PARA AUTOINFUSIÓN

La autoinfusión consiste en canalizarse así mismo una vena periférica por la cual se administra un medicamento requerido, en este caso el factor deficiente.

¿Por qué debo auto aplicarme el medicamento?

La administración de factor es vital en pacientes con trastornos de la coagulación.

Este medicamento les ayuda a evitar sangrados, llevar una vida normal y les salva la vida en casos de sangrados graves.

Es frecuente el desconocimiento del personal de salud de la enfermedad y tratamiento por lo cual gana importancia que el paciente sepa manejar su enfermedad.

Genera independencia frente al personal de salud y al manejo de su enfermedad.

Incrementa la autoestima dado el control y manejo de su enfermedad.

Les ayuda a manejar el tiempo y poder aplicarse el medicamento cuando realizan actividades de la vida cotidiana, van de viaje o van a realizar actividades que requieran estar protegidos.

Descripción de la actividad

Establezca un lugar de la casa que sea cómodo, tranquilo, seguro e higiénico para realizar el procedimiento.

Organice el equipo:

Medicamento indicado
Dosis adecuada
Toallas antisépticas mínimo 3
Pericraneal N° 25
Torniquete plano
Algodón
Vendita
Guardián

Lave las manos de esta manera:
lavado_manos

Imagen tomada de http://www.medicinabc.com/

 
Elija una buena vena:
Las venas de elección periféricas son la vena cefálica y la vena basílica en la extremidad superior y en la inferior la vena safena externa.

eleccion_vena

Imagen tomada de http://www.medicinabc.com/

 
Tenga en cuenta:

Mano dominante
Ubicación de la vena a canalizar
Calibre de la vena a canalizar

Prepare el medicamento:

En general todos los factores se preparan de igual manera, cambian en la forma de los filtros y agua estéril de dilución; por lo tanto es importante que lea atentamente las instrucciones que trae inserto el medicamento.

preparar_medicamento

Imagen tomada de http://www.medicinabc.com/

 
Observe que el polvo este totalmente disuelto.
No agite.
Evite la producción de espuma.

Descripción de la técnica de aplicación

Elija el sitio de punción.

Coloque el torniquete de 10 a 15 cm encima del punto de punción elegido.

Use los dedos índice y medio de la mano no dominante para palpar la vena.

Realice asepsia del sitio de punción con toalla antiséptica, iniciando desde el centro a la periferia, mínimo con tres toallas.

No vuelva a palpar el punto de punción tras la desinfección. Si fuera necesario deberá volver hacer asepsia de la piel.

Tome el pericraneal con la mano dominante.
Mantenga estable la mano que va a canalizar para evitar desplazamiento de la vena.

Inserte el pericraneal con el bisel hacia arriba y con un ángulo entre 15º y 30º (dependiendo de la profundidad de la vena), ligeramente por debajo del punto elegido para la venopunción y en dirección a la vena.

Al atravesar la piel, disminuya el ángulo para no atravesar la vena.

Introduzca el pericraneal hasta que se observe el flujo de sangre. Cuando esto pase permita que haya retorno de sangre por toda la línea del pericraneal.

Retire el torniquete.

Conecte la jeringa con el medicamento.

Inicie con el paso del medicamento lentamente durante 5 a 10 minutos y recuerde que el medicamento debe estar a temperatura ambiente cuando va a ser administrado.

Al finalizar el medicamento, retire la jeringa y tome un poco de aire e introduzca hasta que observe que todo el medicamento entró en la vena.

Retire el pericraneal, realice presión durante 5 a 10 minutos con un algodón limpio.

Descarte la aguja en el guardián y los desechos contaminados con sangre en bolsa roja.

Precauciones:

Recuerde siempre lavarse las manos.

Siga paso a paso las indicaciones dadas.

Verifique que siempre haya retorno venoso.

Informe si presenta reacciones adversas al medicamento o si no logra canalizarse.

Una vez preparado el medicamento debe ser administrado inmediatamente no se debe regresar a la nevera porque pierde sus propiedades y no se debe administrar después de 3 horas de haber sido preparado.

Evite producir hematomas en la vena esto se garantiza haciendo muy buena presión después de la punción.

Asegúrese de no introducir aire al torrente circulatorio.

Descarte el pericraneal en el guardián.

Cuando el guardián este lleno es sus ¾ informar para recogerlo.

Guarde el medicamento en el centro de la nevera, no lo congele, evite guardarlo en la puerta o en la parte baja de la nevera.

Cualquier dificultad no dude en llamar al Programa de trastornos de la coagulación de Medicarte.